Back to top

Después de haber dedicado meses al cuidado de nuestra planta, se acerca el momento más esperado: la hora de la cosecha de nuestro autocultivo. Este es el momento en que a muchos cultivadores noveles les surge la siguiente duda: ¿cuándo cortar la marihuana? Bastará con observar y prestar atención a algunos detalles para identificar el momento de cortar la marihuana.

Según la variedad de cannabis que tengamos plantada, el tiempo de floración variará significativamente. Las variedades índicas estarán listas para cortar a las siete u ocho semanas después de que empiece la floración, mientras que las variedades con dominancia sativa necesitarán mucho más tiempo. Este tiempo es orientativo ya que habrá que observar la maduración de los tricomas. El banco de semillas debería conocer a la perfección la fecha aproximada de la cosecha y suele aparecer indicado, por lo que este tiempo será muy buena guía para calcular el momento de cortar nuestra planta de marihuana.

La primera pista que nos dará la planta para saber que ha llegado el momento de cortarla será la cantidad tricomas en los cogollos que han cambiado de color, por lo general a un color marrón anaranjado o ámbar. El momento óptimo para cosechar la marihuana, sería cuando entre el 40 % y 70 % hubieran cambiado de color, no antes. Es en este momento, cuando los niveles de THC suelen ser más elevados. Con ayuda de un microscopio podemos estudiar el color de los tricomas, si muestran un color blanquecino es señal de que no están maduros.

Una vez se haya decidido cuándo cosechar marihuana, se deberá prestar atención a la forma de hacerlo también. La humedad ambiental debe ser lo más baja posible, para evitar que se humedezca el interior de los cogollos de marihuana. Se puede cortar la planta entera, o bien por ramas.

Cuando se hayan cortado todas las ramas de la planta, se atarán con trozos de hilo o cuerda. Se utilizarán unas tijeras para retirar con cuidado las hojas grandes y algunas de las hojas más pequeñas (se recomienda dejar las hojas de mayor contenido en resina, que rodean a los cogollos para aumentar la producción) de forma que la circulación del aire a través de los cogollos no sea obstruida.

Será importante también prestar atención a cómo secar la marihuana.

Se aconseja evitar los climas demasiado fríos o húmedos, pues el secado se producirá muy lentamente y propicia la aparición de moho. Las condiciones demasiado secas o calurosas tampoco son óptimas para secar los cogollos de marihuana. La temperatura ideal está entre los 18 y los 24ºC y con humedad relativa del 45-55% en un ambiente oscuro y ventilado. Si estás interesado puedes hacerte con una de nuestras variedades de semillas de marihuana.

Desde Kannabia Seed Company debemos dejar patente, que según la legislación vigente en España:

1.- Que el cultivo sólo lo puede ser para el consumo y abastecimiento propio.

2.- Que el uso y la finalidad del autocultivo ha de ser terapéutica.

3.- Que la plantación debe llevarse a cabo en la intimidad. Idem en cuanto al consumo.

Y lo más importante, asumimos que al pasar la consulta te refieres a un autocultivo pequeño.

Comentarios

El cultivo de cannabis para el autoconsumo es una actividad sujeta a determinadas restricciones legales que varían entre los distintos estados políticos. Recomendamos revisar la legislación vigente en el país de residencia para evitar incurrir en la realización de una actividad ilegal.

La finalidad de esta publicación es meramente divulgativa, transferencia horizontal de conocimiento en el campo de la horticultura técnica.

No nos hacemos responsables del uso ilícito que se pudiera realizar por terceras personas de la información aquí publicada.